Hotel NH Palacio del Duero

Situado en un entorno de enorme valor arquitectónico, en  pleno centro histórico de Zamora, cerca del río Duero. Destaca su fachada norte de la iglesia románica de Santa María de Horta, del siglo XII, y la chimenea más alta de Castilla y León, catalogada como monumento histórico artístico. El edificio se alza entre los restos del antiguo convento de la Orden de San Juan de Jerusalén, construido en los siglos XIV y XV, antigua fábrica de la luz, con su chimenea, y la maquinaria de la Alcoholera, fechada en la primera mitad del siglo XX. Además de convento y fábrica de luz, en 1948 se utilizó como destilería de alcohol hasta mediados de los años 80.

El nuevo uso del conjunto arquitectónico como hotel combina elegancia y sobriedad, con el diseño y los equipamientos más actuales que le garantizan la más confortable de las estancias en un entorno de extraordinario interés histórico y cultural.

El proyecto realizado por el estudio de arquitectura de Francisco Somoza planteó la liberación del ábside y la fachada norte de la Iglesia románica, ocultos desde hacía más 700 años, así como el descubrimiento y la revalorización de los restos arquitectónicos que a lo largo de la historia se habían superpuesto y que en otros tiempos configuraron los espacios y las formas.

La intervención consistió en la restauración y adaptación de los restos y edificios antiguos a los nuevos usos y la construcción de uno nuevo que alberga el complejo programa funcional del hotel.

Actualmente, sobre las paredes, fotografías y cuadros de pintores extraordinarios nos permiten ver la realidad, pasada y presente, a través de sus miradas: acuarelas de José María Mezquita, fotografías de Alberto García Alix, en las que se representa el estado del lugar con anterioridad a las obras, óleos de Sigfrido Martín Begué, Felix de la Concha, J. Carpintero…

El NH Palacio del Duero es un enclave perfecto para disfrutar de unos días de descanso en la monumental Zamora o celebrar eventos de cualquier tipo.